Desaparece jurídicamente la “figuración con frase”

El pasado 18 de mayo se ha publicado en el Boletín Oficial del Estado el I Convenio colectivo estatal regulador de las relaciones laborales entre los productores de obras audiovisuales y los figurantes que prestan servicios en las mismas, el Convenio de Figurantes, regulando así las diferencias entre actores y figurantes.

Todos los que formamos parte del sector lo celebramos, puesto que se trata de un gran avance en relación al reconocimiento de los derechos de los artistas.

¿En qué ha mejorado la situación?

En que hasta el momento y al no contar la figuración con una regulación jurídica propia se producían abusos, por todos conocidos, de forma constante. 

El más habitual consistía en que a los actores que interpretaban una o dos frases no se les consideraba como "actores de reparto" sino como "figurantes especiales" o "figurantes con frase", una figura laboral inexistente ya antes del presente convenio. De este modo los actores que realizaban este trabajo no cobraban en consonancia al de actor de reparto sino con la de una categoría profesional ficticia. Al existir ese vacio legal las productoras (y también agencias) se habían estado aprovechando de ello hasta el presente.

Afortunadamente y gracias a estas últimas normas reguladoras, tanto los que contratan como los contratados sabrán ahora a que atenerse. A partir de ahora existe una franja diferenciadora clara entre figurantes y actores. 

Una nueva categoría profesional: "Actor de pequeñas partes”

Como se ha resaltado, todos esos actores que interpretaban algunas palabras o incluso frases se encontraban en un limbo legal (pues no se les reconocía como lo que eran, actores de reparto). Para alegría de todos se ha creado, con este nuevo convenio, una nueva categoría profesional para ellos: la de "Actor de pequeñas partes".

Para ayudarte a despejar dudas te facilitamos el siguiente cuadro informativo: 

  Figurante Actor de pequeñas partes
¿En qué consiste? El figurante recrea un ambiente o una escena, contribuyendo a que sea más auténtica. No cuenta con ningún peso o incidencia en la acción. El actor interpreta un personaje o rol, con su papel correspondiente.
¿Tienen texto?

 

No tienen ningún texto. Sólo pueden hacer ruidos, gritos, murmullos de muchedumbres o cantos y rezos en coro. Sí tienen texto: no debe superar las dos líneas de texto, y con un máximo éstas de 60 espacios mecanografiados, por obra completa. No llegan a las características del papel de reparto.
¿Generan derechos de Propiedad Intelectual? No. Si, y es importante saber cómo se cobran.
¿Cuáles son las tarifas mínimas establecidas para 2016? 41€ por día (sin contar horas extras, complementos por jornada especial o manutención). En cine, 159,77€, en televisión 153,04€, y en las obras de bajo presupuesto 138,08€ (todo ello por sesión y sin contar derechos de propiedad intelectual, dietas u otros conceptos).

También puedes consultar el nuevo Convenio de Figuración completo pinchando aquí.

A partir de ahora tendrás que estar más pendiente de si tienes frase o no y, en función de ello, exigir que se te reconozca como figurante o como "Actor de pequeñas partes".

Existe un principio fundamental en derecho que cita "Ignorantia juris non excusat", lo que significa que la ignorancia de la Ley no excusa de su cumplimiento. Por lo tanto, desde que ha entrado en vigor la nueva normativa, no se puede incumplir por desconocimiento o por no saber cómo aplicarla.

Si eres actor o figurante y necesitas asesoramiento legal o realizar cualquier tipo de consulta al respecto te recomendamos dirígirte a la Unión de Actores